JA Teline V - шаблон joomla Форекс

Violación de la soberanía y a la dignidad de las mujeres

Typography

Ratio: 5 / 5

Inicio activadoInicio activadoInicio activadoInicio activadoInicio activado
 

¿Tiene razón ese grupo de mujeres al condenar  la presencia de Erdogan en nuestro país y calificarlo como asesino? Hay motivos suficientes. Gritos como esos se escucharon también dos días antes en su visita a Chile.

EcuadorLibreRed

Algunos funcionarios del Gobierno hacen esfuerzos por tomar distancia de los acontecimientos producidos ayer en el Instituto de Altos Estudios Nacionales, IAEN. El canciller Ricardo Patiño ha expresado ante el embajador turco en Ecuador su “molestia por las actuaciones de la seguridad” del presidente Erdogan, que golpeó y arrastró a varias mujeres.

Pero más molesto está por los gritos lanzados en contra de la presencia de Erdogan en el Ecuador. En la declaración que al respecto formuló Patiño, reproducida totalmente en el gobiernista diario El Telégrafo, se puede apreciar sus reiterados esfuerzos por disculparse con Erdogan. "Lamentamos muchísimo que el presidente Erdogan haya sido objeto de gritos y de insultos (...) Lamentamos mucho que esto haya sucedido, así se lo haremos saber al gobierno de Turquía y al Presidente. Nos parece de los más irresponsable e irrespetuoso que personas que asistieron a la conferencia se hayan levantado en plena conferencia a insultarlo y al salir también", manifestó Patiño en una declaración de prensa realizada hoy.

La presidenta de la Asamblea Nacional, Gabriela Rivadeneira, también ha condenado la agresión. No podía dejar de hacerlo, pues, el asambleísta de gobierno, Diego Vintimilla, también resultó golpeado. En un primer tuit, a las  20h43, dijo: “Nuestro absoluto rechazo a las agresiones por parte de los agentes de seguridad turcos a nuestro compañero asambleísta @diego_vintimill”. Se demoró dos horas y media para decir: “Esta tarde también fueron agredidas mujeres ecuatorianas. Este hecho por parte de la seguridad turca es inaceptable.”

Para quien entiende un poco de política, es claro que esas declaraciones de condena son forzadas por las circunstancias. El gobierno ecuatoriano ha venido trabajando por mejorar los nexos políticos y comerciales con su similar turco, conocido en el mundo por aplicar una política de guerra y exterminio en contra del pueblo kurdo, que ha cobrado la vida de miles de ellos y forzado el exilio de muchos más; por mantener  nexos con el Estado Islámico y participar en la agresión militar encabezada por los Estados Unidos en contra de Siria, y, por reprimir con violencia las acciones de protesta de los distintos sectores sociales de ese país.

¿Tiene razón ese grupo de mujeres al condenar  la presencia de Erdogan en nuestro país y calificarlo como asesino? Hay motivos suficientes. Gritos como esos se escucharon también dos días antes en su visita a Chile.

Patiño está más preocupado por el enfado de Erdogan que por defender la soberanía del país y la dignidad de la mujer ecuatoriana. El presidente turco no solo se lleva del país la concesión –sinónimo de privatización- del Puerto Bolívar por 50 años, sino el “trofeo” de haber mancillado a la mujer ecuatoriana.

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar